Páginas vistas en total

viernes, 30 de abril de 2010

Una forma de mirar...



POÉTICA


Sobre el papel
la punta del latido
la fiera respiración de las madrugadas infinitas
la revocación del fracaso
la cal
poblada de arenas
la carne siempre viva
alanceada de sentido
mis cosas
hechas de todos y nadie
de los lúgubres desvanes
a las lúcidas ventanas
de la piel de allende el tiempo
al inminente vómito
tierra preparada para la herida y el canto
para la sal y el silencio
y lo que aguarda siempre
a la vuelta de los más pertinaces
y gozosos
dolores
de cabeza.

lunes, 12 de abril de 2010

Estirando el tiempo...



CALYPSO


Parafraseando la equivalencia cabalística
del naipe bastardo -irrepetible- del deseo-cometa
times/non-times
las hidras estigias
erizan superficies, caracolas
exhalan brisas bumerán
lúbricamente se entrelazan

Inmersión
las valvas esperan
con pálpitos de ola repentina
y de peces-fuego
que embisten al contacto con la sierpe sinuosa
ávida de sabores
pertinazmente psicodélica
lamer lamer lamer
ir arribando serena la nave
hasta encallar el espolón
sin prisa prisa prisa
demorándose en los escollos prontos a endurecerse
sin importar que la quilla mantenga
pugilato de sal con el fondo marino
pues al acabar siempre explotando
delata su líquida condición.

Y todo sucede dentro
de esa pecera apuñalada que
con mortal fascinación
taladran tus ojos
para desentrañar el neptuniano secreto
de cómo alargar y dilatar
una sola hora.

jueves, 8 de abril de 2010

Recordando a Tsvietáieva...



MARINA

Huir

con pisadas privadas de aliento
porque el aire es presentimiento glacial
huir
con la voz demudada y el titubeo
de la propia lengua que quiere ser otra
huir
con rotos cielos rojos que batallan
contra el propio arrepentimiento
huir
del amor y de los frutos fugitivos
de la propia fuga
huir
con los pies de todos los duendes
los hombres-zodiaco
los confinados a osamenta
los que límites pasaron
los que no hallarán más suelo vivible
más huella de agua

huir de aquello que al final encuentras

por propia mano.